ESP
Cerrar Sesión 
Palabras de conclusión de la presentación de la Revista de Soria
Visitas 1
- Por: Hna. Antonia García Navarro, Superiora General
Nuestro mundo cada vez se interrelaciona más y se estrechan lazos humanos, cuando las personas tenemos sueños comunes.

            Buenas tardes.

 

            Desde principios de los años 80, hemos mantenido una estrecha relación entre esta localidad y la Congregación de las Hijas del Patrocinio de María, relación totalmente justificada por el significado que para nosotras ha tenido  el poder conocer y valorar el lugar  donde por primera vez vio la luz, Cosme Muñoz y que le configuró como hombre universal y cristiano ejemplar.

 

            Este conocimiento del lugar y de sus paisanos para nosotras ha ido suponiendo a lo largo de todos los encuentros tenidos, el confirmar que no pudo ser de otra manera el estilo y la forma de vida de nuestro Fundador, ya que ésta, su tierra y su gente le impulsaron a vivir  una fe profunda y generosa; un espíritu aventurero y valiente y una cercanía y acogida  total hacia los suyos y hacia todas las personas que Dios fue poniendo en su camino.

 

            La publicación de la Revista de Soria dedicada a Cosme Muñoz, es un ejemplo concreto y simbólico, a la vez, de la unión de muchas personas que desde diversos estilos y puntos de vista se han acercado y han bebido de ese caudal, de fe, amor al prójimo y pedagogía cristiana  que Cosme Muñoz nos ha legado  en su paso  por nuestro mundo. Un mundo que después de su estancia en él, quedó mucho más humano y más cristiano, ya que toda su obra apostólica tuvo como raíz y meta la gloria de Dios, que para él se concretó en la formación humano-cristiana de la mujer, sector totalmente marginado en la sociedad de su tiempo.

 

Para concluir  este interesante  y emotivo acto sólo nos quedan palabras de Agradecimiento.

 

Agradecimiento a esta entrañable  localidad de Villar del Río y a todos los habitantes que han hecho posible que hoy podamos vivir lo que en muchas ocasiones soñamos: conocer, profundizar y querer las raíces de nuestro Fundador.

 

Agradecimiento a las autoridades religiosas y civiles que han dado respuesta generosa al deseo de  que la figura  de Cosme Muñoz fuera conocida y valorada  en la tierra que le vio nacer.

 

Agradecimiento a todas las personas que han colaborado en la realización y publicación de este número monográfico de la  Revista de Soria, dedicado al P. Cosme, que con tanta competencia profesional y afecto nos ha presentado D. Juan Aranda.

Nuestro agradecimiento especial a la Diputación Provincial de Soria que lo ha hecho posible.

 

Termino con el lema que todavía resuena en nosotros del espíritu olímpico de estos días: “Un mundo, un sueño”.

 

En esta tarde podemos experimentar que nuestro mundo cada vez se interrelaciona más y se estrechan lazos humanos,  cuando las personas tenemos sueños comunes, hoy nuestros sueños tienen un nombre concreto: Cosme Muñoz. Soñamos que pronto pueda ser reconocida su santidad oficialmente  por la Iglesia y especialmente soñamos que  esta hermandad creada entre Córdoba y Soria siga creciendo  y expresando que el espíritu del P. Cosme Muñoz sigue vivo y acompañándonos en nuestro camino. Muchas gracias.

Dosatic S.L. © 2018
Site desarrollado por DYNAMO 3.5

Política de Privacidad